En este artículo queremos contaros algunos consejos útiles a la hora de ampliar vuestra familia. Entre ellos incluimos algunas las cosas imprescindibles para un gato, también formas de mejorar la convivencia con el nuevo compañero felino que incluyáis en vuestra familia.

El ajuar gatuno

Aquí os queremos mostrar algunos básicos para que el nuevo integrante de la familia pueda tener una vida plena y feliz, os lo ponemos en forma de lista de la compra para que no se os olvide nada de nada :)

  • Transportín rígido con puerta de seguridad.
  • Recipientes para comida y agua, los mejores son los de cerámica, cristal o aluminio. Que sean de boca ancha para que los bigotes del gato no choquen contra las paredes pues son muy sensibles. También recomendamos que sean recipientes separados pues los gatos son muy especiales y no les gusta beber agua de un recipiente que esté cerca de la comida por si está en mal estado. La ubicación de los mismos también es muy importante pues deben estar alejados de malos olores y por tanto lejos de la bandeja de arena.
  • Arenero existen muchos tipos de ellos, los hay abiertos o cerrados, lo más importante a la hora de elegir uno es que tenga el tamaño adecuado para vuestro gato, debe poder entrar de forma cómoda y darse la vuelta sin problemas.
  • Arena existen muchos tipos de arena, desde la más básica que son piedras de sepiolita que se comercializan en cualquier supermercado, pasando por las arenas absorbentes de sílice hasta las arenas aglomerantes que pueden ser de bentonita o ecológicas de pellets de madera. La elección de la arena tendrá que ver tanto con tus gustos y tu economía como con los gustos de tu gato, pues también son especiales para esto y como no les guste la arena no usarán el arenero y será un problema. Desde aquí nuestra recomendación es elegir una arena que libere poco polvo pues al rascar la arena suele soltar polvo que los gatos respiran, también nuestra experiencia nos dice que es mejor la arena aglomerante, pero esto ya es cuestión de gustos. En cualquier caso, e independientemente de la arena que elijas, es importante tener una buena limpieza de la misma retirando a diario las deposiciones, para esto vuestra gran aliada será una pala y cambiando la arena siempre que sea necesario.
  • Rascador, este es un elemento muy importante pues los gatos necesitan tener un sitio donde afilar sus uñas, pero no sólo para eso, también es un sitio donde marcan su territorio, donde liberan sus feromonas y donde descansar. Lo ideal son aquellos que tienen forma de árbol que además les permiten disfrutar de las alturas, algo que les encanta. El lugar donde colocarlo suele ser cerca de sus lugares favoritos para dormir y si podéis colocarlo cerca de una ventana donde pueda ver pajaritos será su lugar favorito de toda la casa.
  • Tijeras para uñas, otro indispensable para mantener la salud tanto de vuestro gato como de vuestros muebles son las tijeras especiales para cortar las uñas. De vez en cuando se debe recortar la puntita de las uñas para evitar que sean tan afiladas y que nos hagan daño. Es importante aprender a cortarles las uñas pues es algo un poco complejo al principio por eso os recomendamos que de primeras pidáis ayuda a vuestro veterinario para que os enseñe.
  • Cepillo los gatos suelen ser muy limpios y les encanta lavarse con su lengua rasposa, pero también suele gustarles que de vez en cuando se les dé un masajito capilar con un buen cepillo. Además, así evitaremos que suelten tanto pelo y que en sus rutinas diarias de limpieza no traguen tantos pelitos. Hay muchos tipos y tendrás que probar a ver cuál es el que más agrada a tus gatos.
  • A los gatos les gusta saberse protegidos y también estar calentitos por eso ofrecerles una cuna o mantita será una gran idea para ello.
  • Juguetes, aunque se tenga siempre la idea de que los gatos son muy independientes, les encanta jugar con nosotros y también solos, por eso es una buena idea hacerse con un buen arsenal de juguetes. Las cañas suelen volverles locos para jugar con nosotros y tener algo que cazar, también las pelotitas (que pueden ser de aluminio o más sofisticadas si quieres gastarte unos euritos), otros juguetes que suelen volverles locos son los peluches rellenos de catnip que puedes hacer en casa con un calcetín y sin gastar mucho… Existen mil ideas en la red para hacer juguetes para nuestros gatos nosotros mismos.
  • En este artículo tampoco nos queríamos olvidar de la alimentación pues es uno de los pilares claves para tener un gato sano y feliz. Pero como no nos queremos extender mucho, os recomendamos que si tenéis dudas acerca de la alimentación echéis un vistazo al artículo que escribimos de nutrición felina. Y recordad, si os quedan dudas, escribidnos que estaremos encantadas de ayudaros.
  • Y para evitar el síndrome del gato paracaidista y que podáis vivir todos en amor y armonía os recomendamos proteger vuestras ventanas, balcones y terrazas. Si os quedan dudas, leed el artículo en el que os contábamos qué es el síndrome del gato paracaidista y cómo evitarlo.

¿Cuál es el coste de la adopción?

Esto dependerá de cada gato pues no todos necesitan el mismo tratamiento. Aquí os dejamos los precios orientativos que nos cobran las clínicas por cada uno de los tratamientos que deben hacerse al gato antes de que salga adoptado:

Tratamiento

Precio con descuento de protectora (€)

Precio usuario sin descuentos (€)

Esterilización gatos macho

60

120

Esterilización gatas hembra

110

200

Microchip

25

45

Test FeLV / FIV

25

40

Vacuna trivalente

30

35

Vacuna leucemia

30

40

Desparasitación interna (tratamiento completo)

15

30

Desparasitación externa (tratamiento completo)

10

25

Todos los gatos que entregamos en adopción llevarán puesto el chip, también si la edad del animal lo permite estarán esterilizados y si no es así en el contrato que se firme a la entrega del animal habrá una cláusula en la que se recoja el compromiso de esterilización por parte del adoptante.

Queremos que entendáis que al adoptar estaréis incluyendo un nuevo miembro en vuestra familia y que el coste asociado al mismo nos ayuda a poder seguir ayudando a otros animales que lo necesiten.

Ya he adoptado, ¿y ahora qué?

Una vez que has adoptado a un gato, muchas veces surgen dudas sobre lo que hay que hacer, sabemos que tu mayor deseo es achucharle y comértelo a besos, pero realmente esto no ayudará en nada…

Los gatos necesitan de un período de adaptación puesto que son muy territoriales y cualquier cambio les puede afectar en forma de estrés. Por ello siempre os recomendamos mucha paciencia y tiempo cuando llega un gato nuevo al hogar.

Para facilitar la adaptación del nuevo inquilino a vuestra vida os recomendamos que sigáis las siguientes pautas:

  • Habilita una habitación o un espacio pequeño para que sea su refugio. Allí el gato podrá sentirse seguro, con todas sus necesidades cubiertas y empezará a ganar confianza.
  • Sentarse con ellos en ese espacio y con mucha calma, comenzar a acariciarlos, si se dejan... si bufan y echan la pata es por miedo.
  • Con un palito largo con algo suave en la punta, un pañito o algo así, acariciar al gatito muy despacio para que note que no pasa nada... nunca se hará de frente, siempre de lado, que no piense que es una amenaza y esperar con paciencia a que se relaje.
  • Acércale también algo rico, un poco de comida húmeda suele funcionar muy bien, para que te relacione con algo muy agradable.
  • Evita ruidos fuertes, golpes y voces altas para que no se asuste.
  • Cepíllale suavemente, acaricia su cabeza, una, dos, tres veces, poco a poco.

Estos pasos deben repetirse todos los días y con mucha paciencia cada vez el gato tolerará durante más tiempo las caricias y nuestra presencia. Cuando el gato vaya estando más confiado se le dejará que investigue el resto de la casa, siempre teniendo su refugio abierto y a su disposición pues si se asustase allí se podrá refugiar y sentirse seguro.

En el caso de que ya haya otro compañero gatuno en la casa, deben realizarse las debidas presentaciones y se debe seguir una serie de pasos para evitar conflictos entre los gatos.

  • Habilita una habitación para que sea el refugio del nuevo miembro de la familia mientras tu otro gato está en el resto de la casa de forma habitual.
  • Durante este tiempo es muy importante el intercambio de olores, para ello puedes intercambiar las mantas, los areneros… de esta forma cada uno de los gatos irá reconociendo poco a poco el olor del otro. Probablemente al principio bufen a la manta o al arenero pues son olores desconocidos que atentan contra el territorio, es una reacción absolutamente normal y que poco a poco irá disminuyendo a medida que se vayan familiarizando con los olores.
  • También se recomienda que se huelan por debajo de la puerta, para mejorar la relación entre ambos funciona muy bien ponerles a cada uno en su lado de la puerta comida húmeda que les guste para que asocien el olor del otro gato con algo bueno.
  • Una vez que no bufen a los olores, se procede a presentarles, para evitar males mayores se recomienda que se vean las primeras veces con alguna malla de separación para que no puedan dañarse.
  • Es un proceso lento que según el carácter de los gatos puede tardar desde algunos días a semanas. Se recomienda siempre ir paso a paso sin forzar la situación para que la convivencia entre ellos sea lo más grata posible.

Mi gato ya se ha adaptado a su nuevo entorno, ¿tengo que tener algún aspecto en cuenta?

Una vez que el nuevo miembro de la familia se haya adaptado de forma satisfactoria a su nuevo hogar, os recomendamos que disfrutéis, que disfrutéis mucho de su compañía, de sus juegos, de sus carreras, de sus posturas… que les miméis mucho y les queráis aún más pues veréis como todo el amor se multiplica y crece exponencialmente a medida que pasa el tiempo.

A parte de esto, os queremos hacer algunas recomendaciones para que vuestra convivencia sea plena:

  • Mantén agua limpia y fresca siempre, si es posible cámbiala un par de veces al día, a los gatos les encanta beber agua fresquita y si puede ser en movimiento mejor.
  • Alimenta no sólo su panza con comida rica, también su alma con juegos diarios, así conseguirás tener un gato feliz y mantener a raya el peso.
  • Realiza mínimo una visita anual al veterinario para tener un control de su estado de salud, en ella deberás incluir un análisis de sangre, un chequeo del corazón, las vacunaciones pertinentes… recuerda siempre que la prevención es tu mejor aliada.
  • Para que esas visitas al veterinario, y los viajes en coche, no sean tan traumáticos, te aconsejamos que mantengas el transportín siempre en un lugar visible, que lo asocien a su casa y que sea un sitio que no les dé miedo. Para ello es bueno tener el transportín en su habitación montado pero sin puerta si es posible siempre y si esto no fuese posible al menos tenerlo una semana antes de tener que viajar.
  • Acostúmbrate a cepillarle al menos una vez a la semana, a la vez que le proporcionas un agradable masaje fomentarás vuestro vínculo y disminuirás su ingesta de pelo durante el acicalamiento.
  • Acostúmbrate también a cortarle las uñas siempre que sea necesario, así evitarás que jugando te pueda arañar.